Usted está en:

  1. -
  2. -
  3. Consejos para afrontar tu primer día de vuelta al trabajo en la carretera

Consejos para afrontar tu primer día de vuelta al trabajo en la carretera

  1. Imprimir
  2. Facebook
  3. fmapfre

Objetivo Cero

Consejos para afrontar tu primer día de vuelta al trabajo en la carretera

03/09/2018

Consejos para afrontar tu primer día de vuelta al trabajo en la carretera

Después de las merecidas vacaciones, es hora de volver a la jornada laboral. Tanto si tu trabajo transcurre en la carretera como si sólo utilizas el vehículo para ir y volver del centro de trabajo, es importante tener en cuenta una serie de recomendaciones.

-Revisa el vehículo después de la vuelta del verano. Hay que tener en cuenta que el automóvil sufre también si se encuentra en zonas de playa y por el calor. Además, se ha visto sometido a largos desplazamientos, por lo que es recomendable comprobar los principales puntos de seguridad. 

-Planifica el camino de vuelta al trabajo y de salida. Es importante elegir aquellas vías más seguras para realizar estos trayectos. 

-Hay que ser previsor en los desplazamientos, teniendo en cuenta el posible tráfico (atascos) e imprevistos que puedan surgir durante el trayecto. Se debe salir con el tiempo suficiente para no vernos sometidos al estrés, tanto para entrar puntual en el trabajo como para realizar una entrega. 

-Aunque vengas de vacaciones, puede que no hayas descansado lo suficiente. Antes de coger el coche es importante encontrarse en buen estado para evitar la aparición de la somnolencia y la fatiga

-Hay que tener en cuenta que durante un tiempo nos costará acostumbrarnos al nuevo horario y nuestro sueño se verá alterado. De ahí la importancia de tener un sueño reparador. 

-Evita las distracciones. No se debe coger el teléfono móvil durante la conducción y tampoco manipular el GPS. El coche no se puede convertir en una oficina.  

-Muchas personas sufren estrés o depresión postvacacional. Es necesario ver la vuelta al trabajo como algo positivo y como un estado de normalidad. La ansiedad o la depresión afectan muy negativamente a la conducción y alteran la capacidad para ponerse al volante. Se recomienda empezar el trabajo de manera gradual en lo que respecta a intensidad. 

-Hay que respetar siempre los límites de velocidad. Las prisas por llegar tarde al trabajo o por no cumplir con el encargo laboral no son motivos justificados para correr. La seguridad es lo más importante.

-Si tienes que hacer frente a un atasco, mantén la calma y sigue estas recomendaciones.

-Por supuesto, no se debe conducir después de haber consumido drogas y/o alcohol. En este sentido, hay que prestar especial atención a aquellos medicamentos que pueden alterar nuestra capacidad para conducir.

-Cumple las normas de circulación, tanto en los desplazamientos ‘in itinere’ (ida y vuelta de trabajo) como ‘en misión’ (durante la jornada laboral).

  1. Volver al listado
  1. Imprimir
  2. Facebook
  3. fmapfre