Usted está en:

  1. -
  2. -
  3. ¿Cómo puede afectar el sueño a la seguridad al volante?

¿Cómo puede afectar el sueño a la seguridad al volante?

  1. Imprimir
  2. Facebook
  3. fmapfre

Objetivo Cero

¿Cómo puede afectar el sueño a la seguridad al volante?

15/03/2019

¿Cómo puede afectar el sueño a la seguridad al volante?

El sueño y la conducción son incompatibles. ¿El motivo? El conductor pierde todas sus capacidades de forma alarmante y drástica. En muchas ocasiones, se puede prever pero, en otras, el sueño puede surgir sin que el conductor apenas tenga conocimiento de ello. De ahí la importancia de un buen descanso y de evitar ciertos factores de riesgo.

El conductor que se duerme al volante pierde totalmente el control de vehículo. Por este motivo, muchos de estos siniestros suelen tener consecuencias muy graves e incluso mortales. Sin embargo, hay que tener en cuenta que no en todos los accidentes ocasionados por el sueño el conductor se queda completamente dormido. También puede conducir con cierta somnolencia y fatiga que igualmente hace que pierda la capacidad para ponerse al volante. 

ASÍ AFECTA EL SUEÑO AL CONDUCTOR

-Incremento del tiempo de reacción, es decir, el conductor tarda más en reaccionar ante imprevistos propios del tráfico. Por ello, son muy frecuentes los alcances traseros o los cambios involuntarios de carril. 

-El conductor tiene menor concentración y surgen más distracciones.

-Igualmente se ralentiza la toma de decisiones. El conductor necesita más tiempo para procesar la información y reaccionar.

-Mayor probabilidad de tomar decisiones equivocadas al volante, especialmente en situaciones complicadas y donde es necesario dar con una respuesta rápida.

-Los músculos se relajan y los movimientos son más lentos y menos precisos

-Los movimientos son más automatizados, es decir, se realizan de forma automática sin apenas pensar en lo que se está haciendo.

-La visión es uno de los sentidos que más se ven afectados por la falta de sueño. El conductor tiene más dificultades para enfocar la vista, suele surgir la visión borrosa y la fatiga ocular. Igualmente suelen surgir deslumbramientos producidos por otros vehículos debido a la dificultad para asimilar la luz.

-Es frecuente la aparición de microsueños, segundos en los que la persona se queda ligeramente dormido. Sin embargo, hay que tener en cuenta que durante unos pocos segundos un vehículo puede recorrer muchos kilómetros a altas velocidades sin apenas control.

-También se producen alteraciones en la percepción. El conductor percibe peor las señales, las luces, los sonidos…En los casos más extremos pueden surgir incluso alucinaciones.

-Por último, la falta de sueño provoca cambios en el comportamiento. El conductor se puede volver más agresivo, nervioso… Además, también se suelen asumir más riesgos. 

En esta infografía abordamos los factores de riesgo y ofrecemos consejos para evitar la aparición del sueño en la carretera:

Somnolencia

  1. Volver al listado
  1. Imprimir
  2. Facebook
  3. fmapfre